Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

El taller del gnomo

El taller del gnomo

Todo sobre las hermandades en World of Warcraft


Más sabe el gnomo por viejo que por gnomo

Publicado por Potopo Roscatuerca activado 27 Octubre 2014, 01:30am

Etiquetas: #Opinión, #vivencia, #experiencia, #hermandad, #discusión, #expulsar

Más sabe el gnomo por viejo que por gnomo

Suelen decir los militares que la veteranía es un grado y posiblemente tengan razón, porque hay cosas que no se aprenden por mucho que uno las estudie sino que son conocimientos que se adquieren a base de experiencia.

No trato de decir que sea necesario haber vivido una situación para poder reaccionar adecuadamente si se repite, sino que más bien el haber vivido muchas experiencias distintas ayuda a saber como reaccionar ante otras parecidas, sin necesidad de que sea exactamente igual a las anteriores.

Al final uno aprende todo tipo de trucos que no están en ningún manual, cosas que cuando los demás te ven hacíéndolas piensan inmediatamente que estás loco, que lo que haces no tienes sentido, o que eso no va a funcionar. Todo porque ellos no tienen ese nivel de conocimiento y experiencia.

Para que me entendáis mejor me gustaría poneros 1 ejemplo:

Ocurrió hace casi un mes. Un compañero de la hermandad que llevaba con nosotros menos de dos meses volvió a jugar tras unas semanas ausente, es decir que desde que entró en la hermandad apenas había jugado en ella; pero el tiempo que había estado allí demostró ser alguien muy social que no tardó en coger confianzas con el resto... demasiadas confianzas en mi opinión.

El día que volvió fue como si montase una fiesta, saludó a todo el mundo y a mi personalmente me susurró. El caso es que empezó a hablar conmigo y yo le respondí con algo de ironía a uno de sus comentarios, él no se lo tomó bien y comenzó a decir que yo lo estaba atacando.

Lógicamente le intenté decir que esa no era mi intención y que lo había malinterpretado, pero él seguía erre que erre buscando discutir nada más. Imaginaos la escena, más de media hora diciéndole que yo no le había intentado atacar ni nada parecido mientras él insistía en que sí. Al final le dije que lo dejase, que si no quería creer en mi palabra no servía de nada discutir y era mejor parar ahí, pero tampoco quiso.

Siguió durante un buen rato insistiendo y al final como no quería entrar en razón se lo dije; le dije que su actitud era la de una persona conflictiva que sólo buscaba una excusa para discutir, que estaba terminando con mi paciencia y que si él no le ponía fin a esa discusión sin sentido se lo podría yo. No quiso entrar en razón y al final lo expulsé de la hermandad.

El motivo para expulsarlo no fue la discusión conmigo, eso fue sólo una excusa; el auténtico motivo fue que es una persona conflictiva que no atiende a razones, y que si se hubiese quedado en la hermadnad habría terminado por crear problemas con los demás compañeros.

Esto contado así parece que tiene cierta lógica visto desde mi perspectiva, pero no fue así para los demás.

Yo lo expulsé y me olvidé del tema, pero él no tardó en llevar su propia versión a los demás, una versión que a mi por supuesto no me dejaba bien y que como complemento tenía varias capturas de pantalla de nuestra "conversación".

Esa es la parte interesante, que las capturas que él había intentado usar en mi contra, terminaron por darme la razón cuando le enseñé a un compañero lo que él había ocultado. Sí, sólo había enseñado a los demás las imágenes que le interesaban para reforzar su versión, ocultando las partes donde yo trataba de ser educado y demostrarle que no había dicho lo que él pensaba.

Por supuesto yo tenía guardadas mis capturas de pantalla, pero esas capturas las saqué no porque quisiese usarlas en su contra, sino porque la experiencia me dicta que quien es conflictivo seguirá siempre buscando problemas, y ante eso hay que estar preparado.

Al final quedó claro que él sólo quería discutir, y que incluso cuando lo expulsé de la hermandad intentó poner en mi contra a todos los que pudo. Pero yo tomé mi decisión guiándome por la experiencia y no dejándome llevar por lo que dijesen los demás.

Si no lo hubiese hecho así estoy seguro de que al final habría sido otro compañero quien hubiese terminado discutiendo con él.

Comentar este post

Archivos

¡Somos sociales!

Ultimos Posts