Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

El taller del gnomo

El taller del gnomo

Todo sobre las hermandades en World of Warcraft


El camino que hemos elegido entre todos (diferencias entre jugadores orientales y occidentales, Parte 2)

Publicado por Potopo Roscatuerca activado 14 Marzo 2013, 00:30am

Etiquetas: #Hace un mes en Mulgore

Como cada semana empiezo poniendo a continuación un resumen de 1 artículo que ya había sido publicado en Pastando en Mulgore.

En mi anterior entrada hablé un poco sobre lo ocurrido en la comunidad wowera coreana a principios de mes. Hoy quiero seguir con el mismo tema pero hablando sobre como han llegado los jugadores coreanos a esa situación con el apoyo de Blizzard, y en qué manera nos afecta eso a los jugadores de occidente.

Que los jugadores asiáticos son competitivos es fácil demostrarlo, basta con mirar cualquier clasificación, da igual de qué tipo sea, para comprobar que casi siempre hay asiáticos entre los primeros puestos. Arenas, progresión pve, puntos de logro.  ¿Qué tiene esto de novedoso en cuanto a lo que ya había dicho en la entrada anterior?, pues para empezar que son los jugadores y no sus hermandades los que destacan.

Es una forma distinta de ver el progreso, la mentalidad de estos jugadores no entiende el progreso conjunto como un objetivo al que dar prioridad, prefieren el progreso individual, el poder decir a los demás que ellos son mejores. A nosotros puede parecernos aberrante pero para ellos es normal. En los reinos asiáticos no se juega sino que se compite, allí impera la ley del más fuerte.

Para nosotros es habitual encontrarnos en los foros con quejas acerca de que el juego ya no plantea dificultad, de que las diarias nos hacen perder mucho tiempo de raid, de que una vez y se consigue un cierto nivel de equipo no hay nada que hacer hasta el siguiente parche etc. ¿Si eso nos pasa a nosotros, qué creéis que le puede pasar a ellos?.

Poco a poco su estilo de juego ha ido avanzando de tal manera que ahora mismo es prácticamente imposible incorporarse a uno de estos reinos sin tener conocimientos previos, los jugadores novatos son deliberadamente ignorados, nadie se para a prestarles ayuda, y al final sólo aquellos que le dedican el tiempo y el esfuerzo necesario llegan a aprender lo suficiente como para ponerse al mismo nivel que el resto.

Blizzard es consciente de esto, sabe que esos jugadores piden más y se lo da. Formas de pago por tiempo de juego determinado, reinicios semanales más cortos para las raids, mayores índices de equipo etc.

Mientras en Occidente el juego se ha vuelto cada vez más casual en Asia el cambio ha sido para hacerlo más competitivo. Tiene su lógica si lo miramos fríamente. Wow no deja de ser un negocio de Blizzard, lo sacaron al mercado con la idea de ganar dinero y por lo tanto tienen que conseguir que sea productivo. El mercado asiático está sobreexplotado ahora mismo, son muchísimos los mmo que se pueden encontrar y por eso es necesaria una política más agresiva para conseguir sus objetivos.

Por suerte la diferencias con occidente son muy grandes, en principio lo que allí ocurra a nosotros no debería de afectarnos para nada, aquí no tendría lógica ahora mismo cambiar el sistema de pago mensual porque nadie estaría dispuesto a pagar más para pasarse jugando muchas horas seguidas unos pocos días al mes, tampoco tendría sentido aumentar la dificultad de las bandas cuando la mayor parte de las hermandades no son capaces de limpiarlas ahora mismo.

Puede que en el futuro veamos en occidente alguno de esos cambios, pero de momento somos demasiado distintos como para tan siquiera preocuparnos de ello.


Os recuerdo que esto no es más que un resumen de lo que ya fue publicado en PEM, si queréis leerlo íntegro junto con los comentarios de los lectores podéis hacerlo aquí.


Este al igual que el anterio fue un artículo difícil de escribir, no tanto como el primero poque ya tenía decidido como iba a dividir las 3 entregas sobre el asunto de los reinos coreanos, pero aun así tuvo su complicación. Para empezar tuve que volver a buscar datos a ser posibles de fuentes oficiales, para poder enlazar algunas partes del artículo a la información pertinente. Pero también me dio ciertos problemas el como afrontar el tema sin ponerme de parte de nadie.

 

Puede parecer raro, pero en este caso no quería que pareciese que me pongo de parte de los jugadores porque eso sería defender una actitud que muy pocos aprobarían en los reinos occidentales, y tampoco quería ponerme de parte de Blizzard porque alguien podría pensar que defiendo su política de incentivar ese mismo comportamiento. Hubiese sido más sencillo ponerme a favor de uno de los dos bandos, pero eso no habría sido justo.

 

En cuestión de comentarios hubo de todo, aunque nada destacable con respecto a la semana anterior. Quizás que el primer comentario fue de una compañera de hermandad, en realidad mi mano derecha, algo que sinceramente no me esperaba. Los comentarios grandes parece que quedaron todos para la última entrada sobre el tema.

El Jueves próximo tendréis aquí la última entrada sobre este asunto. Hasta la semana que viene.

Comentar este post

Archivos

¡Somos sociales!

Ultimos Posts